Tipos de entornos empresariales

0
57

Mintzberg realizó una clasificación de los entornos en sus teorías sobre la estructuración de las organizaciones. Este elaboro las diferencias entre entorno dinámico o estable, entre entorno complejo o simple, entorno diverso o entorno hostil. 

  • Dinámico- Estable: Con entorno dinámico se refiere a que los cambios que se producen en el entorno se dan con tanta rapidez que a la empresa no le da tiempo de asimilarlos y adaptarse ante estos. En este tipo de entornos se ve que, los cambios sean impredecibles y que, existe inseguridad ante las decisiones que se deben tomar. Por ejemplo, en un entorno con precios volátiles, como puede ser el caso de países como Venezuela o Argentina, las empresas han de enfrentarse ante esta incertidumbre.  También destaca que, los factores tecnológicos cambios con mucha facilidad, pues la tecnología queda obsoleta de manera cada vez más rápido, pues las empresas que se dedican a actividades tecnológicas han de saber adaptarse a un entorno dinámico. Las empresas que dependen de la climatología, como las del sector primario, también se enfrentan ante un entorno dinámico. 
  • Complejo-Simple: Oscilará entre la fabricación de productos basándose en conocimientos simples, y la elaboración de los mismos a través de un sistema complejo que debe utilizar de conocimientos provenientes de una amplia gama de campos científicos sumamente adelantados a fin de producir outputs extremadamente complejos.

   La dimensión de la complejidad afecta a la estructura de la empresa mediante la variable intermedia de la comprensibilidad del trabajo a realizar. En otras palabras, el entorno es complejo en la medida en que requiere que la organización disponga de gran cantidad de conocimientos sofisticados acerca de productos, clientes u otros factores. No obstante, se vuelve sencillo cuando dicho conocimiento puede racionalizarse descomponiéndose en componentes de fácil comprensión. Por ejemplo, los fabricantes de automóviles se encuentran ante entornos de productos relativamente sencillos gracias a los conocimientos acumulados sobre la máquina que están produciendo. 

  • Diverso: Los mercados de una organización pueden ser integrados o diversificados. La diversidad de mercados puede radicar en una amplia gama de clientes, como sería el caso de una empresa de servicios informáticos; o en una amplia gama de productos y servicios, como sucedería con un fabricante de juguetes o con un hospital general; o de zonas geográficas en las que se comercializan los outputs, como en el caso de una cadena nacional de supermercados. Evidentemente, al diversidad de mercados afecta a la estructura mediante una tercera variable intermedia (la diversidad del trabajo que se va a realizar)
  • Hostil: El entorno de una empresa puede ser munificente u hostil. La hostilidad se ve influida por la competencia, por las relaciones que mantiene la organización con los sindicatos, el gobierno y otros grupos externos, así como por la disponibilidad de recursos de que disfruta. La dimensión de la hostilidad podría ser subsumida bajo la dimensión de la estabilidad, en el sentido en que los entornos hostiles son típicamente de naturaleza dinámica, pero distinguiremos entre ambas por ejercer la hostilidad extrema una serie de influencias especiales en la estructura: la hostilidad afecta a la estructura mediante la variable intermedia de la predictibilidad del trabajo, dado que los entornos hostiles son impredecibles. Pero es todavía de mayor interés su relación con la variable intermedia de la velocidad de reacción, dado que los entornos de suma hostilidad sueles exigir reacciones rápidas de la organización. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.